El enemigo del amor

132

No hay nada más temido para un corazón,

para un amor que ama perdiendo la razón,

que la mentira, una poderosa fuerza,

quien nos lleva, nos trae, nos asusta,

por que jamás existirá una relación justa.

De la mentira hay que escapar,

como si fuera el mismo diablo,

no habrá peor manera de enamorar,

que a través de palabras sucias,

de esas que después, te hacen llorar.

Me gustaría poder mirarte a los ojos,

decirte que a mi lado no te vas a equivocar,

pero sé que tarde o temprano esto acaba,

no es la primera vez, sé lo que va a pasar.

No te fíes del poder de la palabra escrita,

no importa que esta sea la mejor dicha.

Teme a la mentira, capaz de destruir,

de corazones unidos,

verdades universales,

que no podrán más que huir.