Las palabras más dulces

147

 

No puedo evitar pensar cada día en ti, y en todos los momentos románticos y preciosos que hemos compartido, por que somos personas afortunadas: hemos podido conocer al amor de nuestra vida, esa persona que nos comprende de manera mística y única, y sabes ver y valorar nuestra verdadera esencia.

Para ti quiero escribir esta noche las palabras de amor más dulces, para que duren por el resto de la eternidad y puedan acompañarte como un susurro en tus labios: de manera eterna.

Te quiero con todo mi corazón, y no sé como agradecerte y demostrarte que te quiero de verdad y que quiero estar contigo para siempre.