Siempre tendrás una puerta abierta

337

Hay momentos en la vida que quedan grabados en lo más profundo de nuestra memoria como si fueran una cicatriz, por que nos marcan y nos ayudan a aprender importantes lecciones acerca de la experiencia que es la vida.

Hoy me gustaría poder decirle a una persona que ha sido muy especial para mi que pese al daño que nos hemos hecho, siempre tendrá un lugar en lo más hondo de mi corazón, donde la conservaré eternamente como algo muy valioso.

Ella sabe quien es, por lo que si disfruta de este mensaje que hoy le mando, me gustaría que se pudiera poner en contacto conmigo lo más pronto posible.