El beso

Beso-thumb

El beso es eso que nos hace sentir pasión con un simple gesto. Simplemente uniendo mis labios con los tuyos siento como si los fuegos artificiales de mi corazón se diesen a conocer y empezasen a brotar por todo el cuerpo. Empezando por el estómago hasta salir por mis ojos, porque mi mirada brilla de emoción cada vez que te veo venir, cada vez que te acercas a mi y cada vez que me dejas sentir mi piel con tu piel. Porque mi boca tiene la sal y tu cuerpo el azúcar, porque mi beso es pura pasión y tu boca es puro amor.

Eres la suerte que jamás habré conocido. Esperando un aviso me enfrenté al mundo, me enfrente a mis miedos y quise besarte porque sabía que eso sólo podría traerme algo bueno, y así fue. Me regalas tu verdad, me regalas tu vida, me regalas tu cielo, me regalas tus besos. Y eso es algo que sólo puedo agradecerte día tras día dándote más amor del que recibo, dándote un poco de mi cielo, de mi presencia y de mis besos, porque al fin y al cabo yo disfruto con los tuyos pero tú disfrutas también con los míos.

Tan sólo de ponerme a imaginarme que tu boca se acerca a la mía de nuevo uf… me emociono, me vengo arriba y mi energía se duplica. Porque eso es lo que provocas en mi, esa es la reacción que tus besos provocan en mi vida, en mi cuerpo, en mi mente. El calor llega a mi corazón, las sensaciones se multiplican, la excitación llega a su punto álgido y mi piel se me encarniza, se me pone de gallina. Ya mucha gente quisiera ser dueño de esos labios tan tiernos que tú tienes, o al menos disfrutar de ellos. Porque me encanta jugar con tu boca, con tus labios, con tu lengua. Me encanta disfrutar a la vez que tu disfrutas y me encantan tus besos. De hecho, no puedo esperar a besarte de nuevo, a volver a sentirte dentro de mi y sonreír porque te veo feliz a mi lado.