Un romance maldito

105

Eres una maldición que siempre luciré con gusto,

una manera de amar que demuestra lo que es justo.

Por que nunca habrá nadie de quien me pueda enamorar,

que el dulce sabor de tus besos no me vaya a recordar.

Me gustaría vivir eternamente para a tu lado siempre estar,

por encima de la luna y las nubes poder volar,

tan solo una palabra romántica y me verás emocionar.

No puedo más que estos dulces recuerdos conservar,

compartirlos con la almohada, y luego llorar,

ya no temo nada, tan solo con mis lágrimas poderme ahogar,

por que a mi lado tú ya no vas a estar.

Te recordaré de la manera más vital que jamás imaginé

recuerdos de un ayer que nunca superé,

un amor que me dejo una marca de fuego,

y que para ti, tan solo fue un dulce juego.